Alta inasistencia a atenciones presenciales en CESFAM de Los Ángeles

El 5 de octubre, la salud comunal de Los Ángeles comenzó formalmente su proceso gradual de desconfinamiento, en el marco del plan “Paso a paso”. Junto a un sistema de turnos para sus funcionarios en el que se estableció un horario extendido de 8:00 a 20:00 horas en todos los centros de salud familiar y la vuelta paulatina de las atenciones presenciales que se habían suspendido producto de la crisis sanitaria. 

Sin embargo, en la última semana se desperdiciaron más de 1.400 horas de atención con distintos profesionales  según lo informado por el equipo directivo de la Dirección Comunal de Salud y los 7 CESFAM de Los Ángeles. Esto equivale a 1.410 personas que no acudieron a sus citas presenciales dejando a un número idéntico sin la posibilidad de acceder a una prestación.  

La Directora Comunal de Salud, Marta Aravena, manifestó su inquietud por la situación, llamando a la responsabilidad de los usuarios/as, considerando además el vigente contexto de pandemia que ha obligado a extremar los esfuerzos humanos y de infraestructura para poder retomar este tipo de servicios.

“Para poder ir evaluando tenemos una planilla de evaluación donde hay varios aspectos a medir y uno de ellos eran los NSP, es decir, las personas que no se presentan a la atención a pesar de estar citadas y agendadas. Nos preocupa sobremanera el hecho de que se mantenga este NSP en forma tan abismante”. 

Desglose

En la semana epidemiológica 43 –entre el domingo 18 y el sábado 24 de octubre- se perdieron 259 horas de atención con médico, 166 con enfermera, 241 con matrona, 87 con psicólogo, 49 con kinesiólogo, 143 con nutricionista, 182 con odontólogo, 73 con asistente social y 210 correspondientes a toma de exámenes, totalizando exactamente 1.410.    

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *